mateo-6-126

El curso que viene más

Mar

Con este artículo nos despedimos hasta los inicios del nuevo curso. Este año los calores se han adelantado y los últimos días se han hecho duros. Pero… ya llegará el invierno.

Poco a poco, a lo largo del curso que termina hemos ido desgranado todas las acciones que creímos convenientes para llevar a cabo la misión de cada uno, en el sitio que la Iglesia lo ha colocado. Hemos hecho lo que hemos podido y más alguna vez, pero seguro que en otras hemos hecho menos, por la razón que sea, esas veces son las que tenemos que controlar, primero para saber que no somos perfectos, y esto es muy importante, y segundo para tratar que no vuelva a pasar.

En la columna de la semana pasada ya invitábamos a la revisión y al análisis de nuestro trabajo a lo largo del curso que terminaba. Ahora ya solo nos queda llevar todo eso a la reflexión personal, a la oración y asumirlo con un estilo evangélico. Como se nos ocurra analizarlo desde el éxito de los mismos ¡estamos apañados¡ porque seguro que nuestra conclusión es cerrar “el chiringuito”. Como le hagamos caso solo a los gráficos, estadísticas, números y demás mal vamos.

¡Que no¡ que por ahí no va el tema. Que lo nuestro es lo del sembrador, sembrar, sembrar, el resultado depende de Otro. ¡Pero claro! nosotros nos tenemos que preocupar por sembrar semilla de calidad, hay semillas que ya no tienen ningún valor, y aquí es donde entra la necesidad de formarse, de saber cuánto más mejor, de conocer el mundo donde vives, de relacionarte con todos, de practicar lo que dices, de ser coherente, de trabajar en común, de ser bueno, de buscar la paz…

Los meses de verano son únicamente un tiempo de pausa, pero muy importantes para recuperar, y volver con nuevas ilusiones. A veces no te das cuenta, y es bueno parar durante un tiempo para recuperar y hacer otras cosas que son muy necesarias para el equilibrio psíquico y emocional. Por eso no tener reparo en parar lo que haya que parar. Los que tiene responsabilidad en esta dimensión deben hacer que esto se cumpla.

¡FELIZ VERANO!

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPin on PinterestEmail this to someone