mateo-6-103

Pobreza infantil

Pobreza infantil

Fotografía: Feed My Starving Children (FMSC) (Creative Commons)

Últimamente están proliferando lo estudios sobre los índices de pobreza en este mundo que nos ha tocado vivir, y que nos guste o no construimos entre todos. No me parece mal, porque por lo menos deberían servir para despertar las conciencias de los que pueden hacer más y lográramos construir un mundo más justo. Si me parece mal si esas cifras solo se quedan en cifras y nada más. Espero que no.

En una familia cuando hay alguien necesitado la primera opción es solucionar esta necesidad, no se admiten excusas y la acción prioritaria es estar al lado del que nos necesita. Hablar de la familia del mundo posiblemente os suene a palabras bonitas y nada más, y tendréis toda la razón. Alguien dijo hace mucho tiempo que con lo que nos gastamos en armamentos todo estaría arreglado, pero esta adecuación de los gastos parece que no es el camino. Entonces ¿cuál es?

Si hablamos de pobreza los datos te hacen bajar los ánimos, pero si los datos son sobre pobreza infantil, la cosa ya casi no tiene nombre. La tasa de riesgo de pobreza infantil en España es del 34,4% (la media europea es del 21,1%) cifra que sube hasta el 60,3% si los niños son de inmigrantes.

Siendo lo datos muy preocupantes, lo es más lo que el estudio nos dice “Aunque los desafíos son enormes, muchas de la soluciones están a mano. Un informe integrado que se centre en las intervenciones en salud, nutrición, agua y saneamiento, protección y aprendizaje en los primeros años de vida de los niños tiene la posibilidad de establecer una base firme para el resto de sus vidas”.

O sea que las soluciones las sabemos, lo que pasa en que no estamos decididos a ponerlas en práctica, hay que quitarse la careta de la hipocresía cuando aparecen esas cuentas que se jactan de las inversiones que se hacen sabiendo de antemano que no son suficientes, que se puede hacer mucho más de lo que se hace y que por razones inconfesables no se llevan a cabo.

Cuando se habla de hacer Pactos de Estado para solucionar tal o cual cosa, no estaría de más que uno de ellos fuera para solucionar este problema. Lo que cada uno pueda hacer es muy importante, pero sin soluciones a un más alto nivel no hay nada que hacer.


Volver a arriba